Páginas

lunes, 24 de noviembre de 2014

Mil noches, una boda (Party girl) : crudamente realista

Seguimos con la sección oficial del FicXixón y esta película francesa dirigida por nada menos que 3 directores distintos, Marie Amachoukeli-Barsacq, Claire Burger y  Samuel Theis, que a pesar de mostrarnos su opera prima, logran equilibrarse para que no haya diferencias de estilos  demasiado evidentes , y nos ofrecen además una historia con muchos toques de dolorosa realidad , con un final de los que a mí me gustan, de esos que no tienen por qué ser felices

La película arranca sin miramientos, se mete de lleno en una historia, que contiene la mezcla necesaria de pausa y rabia para que su desarrollo transcurra a la perfección

Una fotografía que evita las ¨sutilezas¨, como su protagonista ,y que prefiere que nos sintamos más dentro de la película a base del empleo de camara al hombro, que abusando de grúas o raíles, algo que en ocasiones, como aquí, es tan agradable como necesario

El papel protagonista es interpretado Angélique Litzenburger, de una manera absolutamente soberbia, cargándose todo el peso de la obra sobre sus veteranas espaldas, a pesar de contar con un resto de reparto muy convincente

Como punto menos fuerte podríamos destacar el poco aprovechamiento de posibles subtramas o historias adyacentes que nos podrían haber contado más detalles de todo lo que rodeaba la vida de Angélique, pero hay que reconocer que supieron ir al grano, rodeando lo menos posible

Muy recomendable, una nueva película francesa que está llamada a recibir bastantes premios

Nota pelicacómetro: 8/10


Título original
Party Girl
Año
2014
Duración
95 min.
País
 Francia
Director
Marie Amachoukeli-Barsacq, Claire Burger, Samuel Theis
Guión
Marie Amachoukeli-Barsacq, Claire Burger, Samuel Theis
Música
Alexandre Lier, Sylvain Ohrel, Nicolas Weil
Fotografía
Julien Poupard
Reparto
Angélique Litzenburger, Joseph Bour, Mario Theis, Samuel Theis, Séverine Litzenburger, Cynthia Litzenburger
Productora
Elzévir Films
Género
Drama
Sinopsis
Angélique tiene 60 años. Le gusta aún la fiesta y ama aún a los hombres. Por la noche, para ganarse la vida, les hace beber en un cabaret cercano a la frontera alemana. Con el tiempo, los clientes escasean y acepta casarse con un asiduo, Michel. Retrato de una mujer libre que ha elegido vivir su vida al margen de la sociedad convencional

No hay comentarios:

Publicar un comentario