Páginas

lunes, 3 de noviembre de 2014

Los caraconos : demasiado olvidada





Era una de las varias películas en las que Aykroyd creó parte del guión y  que además protagonizó a finales de los 80, principios de los 90, ese posiblemente fuese el mayor problema de esta película, que llegó algo tarde, su humor seguía siendo de una decada anterior a la suya, por lo que sí, todo el mundo la recuerda, pero sin embargo la han olvidado

Evidentemente no es ninguna maravilla, es una especie de adaptación de ¨Mi novia es una extraterrestre¨, también de Aykroyd, pero algo modernizada, con muchos toques de humor acido y una pequeña parte de crítica social, pero que se sigue dejando ver sin nunguna dificultad

Su reparto además ayuda a conseguir que todo funcione, no solo Aykroyd, tenemos a varios comicos más , como David Spade, un cameo de Adam Sandler, Chris Farley , y unos cuantos más ,vamos, muchos ¨amiguetes¨del Saturday Night Live, por eso tal vez en España funcionase peor  por aquella época, sin embargo recuerdo ir corriendo a casa a ver el estreno en los principios de C+

Técnicamente resultona, a pesar del evidente dano por el paso de los años sobre algo que no pretendía ser una maravilla, pero incluso esto resulta más que agradable de ver

Puede que la haya disfrutado más ahora, que hace 20 años

Nota pelicacómetro: 4/10




Título original
Coneheads
Año
1993
Duración
87 min.
País
 Estados Unidos
Director
Steve Barron
Guión
Dan Aykroyd, Bonnie Turner, Terry Turner, Tom Davis
Música
David Newman
Fotografía
Francis Kenny
Reparto
Dan Aykroyd, Jason Alexander, Jane Curtin, Michelle Burke, Michael McKean, Lisa Jane Persky, Laraine Newman, Chris Farley, Dave Thomas, Jan Hooks, Phil Hartman, Jon Lovitz, David Spade, Sinbad, Michael Richards
Productora
Paramount Pictures
Género
Comedia. Ciencia ficción | Extraterrestres. Familia. Cine familiar
Sinopsis
Belder y Prymaat son emisarios de Remulack, un planeta a 26 años-luz de la Tierra. Pertenecen a una civilización cuyo objetivo es conquistar otros mundos y esclavizar a sus habitantes. Entre esos mundos está la Tierra, en la que, antes de lo previsto, se ven obligados a aterrizar debido a un inesperado accidente. Dadas las circunstancias, intentarán por todos los medios pasar desapercibidos y evitar a los agentes que los persiguen. Al fin, en Paramus (New Jersey) encuentran una cierta seguridad, lo que les permite instalarse como la típica familia trabajadora por encima de toda sospecha

No hay comentarios:

Publicar un comentario