Páginas

viernes, 10 de octubre de 2014

Training Day: Si lo sé no vengo






Trepidante película de Antoine Fuqua, a quien parece que nadie le otorga muchos meritos,  y la gente sigue centrándose en la interpretación inmensa de Washington, que a a pesar de ser verdaderamente bestial, la dirección también tuvo bastante que ver, pero...

Un trhiller frenético , con un guión bastante bien hilvanado, y con un desarrollo tan dinámico que apenas se hace notorio el pequeño bajón que sufre en el nudo, con un montaje nervioso y una recreación muy sucia y lograda de L.A.

Evidentemente sus interpretaciones son el punto fuerte, a la merecidísima interpretación de Oscar, de Denzel Washington, hay que sumar un gran acompañamiento de Ethan Hawke, que ofrece una sensacional replica

Los secundarios cumplen a la perfección y como curiosidad, los aficionados a Breaking Bad, pueden ver a uno de sus ¨malos¨ ´Tuco Salamanca´ , volviendo a hacer un papel muy similar

En general, una película muy entretenida, que convencerá a los menos aficionados al genero, por su gran ¨digeribilidad¨y conseguirá entretener a los más exigentes, aunque le sobre ¨envoltorio¨ para lo que nos encontramos dentro

Nota pelicacómetro: 7´5/10




Título original
Training Day
Año
2001
Duración
122 min.
País
 Estados Unidos
Director
Antoine Fuqua
Guión
David Ayer
Música
Mark Mancina
Fotografía
Mauro Fiore
Reparto
Denzel Washington, Ethan Hawke, Scott Glenn, Tom Berenger, Harris Yulin, Raymond J. Barry, Cliff Curtis, Dr. Dre, Snoop Dogg, Macy Gray, Charlotte Ayanna, Eva Mendes, Nick Chinlund, Jaime Gomez, Raymond Cruz, Noel Gugliemi, Samantha Esteban
Productora
Warner Bros. Pictures / Village Roadshow Pictures / NPV Entertainment
Género
Thriller. Acción | Crimen. Policíaco. Drogas. Buddy Film
Web oficial
http://www.trainingday.net
Sinopsis
Todos los días, en las calles de las zonas urbanas deprimidas de los Estados Unidos se libra una guerra; una guerra entre residentes, traficantes de droga y los que han jurado proteger a unos de los otros. Esta guerra tiene sus víctimas y sus verdugos, y una de sus figuras más importantes es el sargento Alonzo Harris, un agente de narcóticos con 13 años de experiencia cuyos discutibles métodos hacen difusa la línea entre la legalidad y la corrupción. Jake Hoyt, un joven policía recién asignado a narcóticos, comienza sus rondas a las órdenes de Alonzo para aprender de él

No hay comentarios:

Publicar un comentario